Esta es mi historia

 

Siempre había escuchado la frase de que "los hijos te cambian la vida" y por supuesto que antes de ser mamá no la entendía mucho. Pensaba que se referían a los cambios de horarios y rutinas. Y sí, eso cambia, pero más importante es el cambio profundo en el alma, comportamiento y en el cerebro de todas las madres. Ya no volvemos a ser las mismas nunca más.

Mi preparación al nacimiento de mi hijo

Al enterarme de que estaba embarazada de un hijo perfectamente planificado y deseado, mi vida empezó a cambiar. Hice yoga prenatal para "prepararme para el parto" pero lo que más aprendí haciendo yoga fué a conectarme con ese bebé que crecía semana a semana dentro de mí.

Mi hijo Gabriel Iván nació por cesárea inesperada a las 32 semanas de gestación. No pude cumplir con el plan de parto que tanto había preparado y soñado desde que era adolescente. Una parte de mi murió en esa cesárea.

Tener a un bebé prematuro, que sólo pesó 3 libras al nacer, me enseñó que no podemos controlar absolutamente nada y que sólo nos toca fluir, siempre dando lo mejor de nosotras mismas.

Mi divorcio

A los 2 meses de convertirme en madre, empecé a vivir un divorcio inesperado. Y quedé practicamente sola emocionalmente. Sin el apoyo que toda madre recién nacida necesita.

Esos fueron los meses más difíciles de mi vida: yo sentía que estaba en el cielo y en el infierno al mismo tiempo.
Y como sé que no soy la única que ha pasado por esto, me dí cuenta la falta que hace una figura de apoyo en estos momentos. Alguien que te cuide sin juzgarte, sin transmitirte rencor, sino más bien paz y la certeza de que todo estará bien y podrás superar esta prueba.

Mi llamado a cambiar de profesión

Yo soy Licenciada en Informática y tengo una Maestría en Auditoría de Sistemas. Ejercí esta profesión varios años, hasta que sentí que era hora de un cambio. Que quería encontrarme a mí misma y buscar mi misión de vida. 
Muchos meses pasaron hasta que recibí este llamado: convertirme en Doula de Postparto. Ayudar a otras mamás recién nacidas, que como yo, no tienen el apoyo que se merecen. Y es que toda mamá recién nacida, no es más que una diosa dadora de vida, alimento y amor.

Certificaciones

Obtuve mi certificado para ser Doula de Postparto y Educadora de Lactancia en CAPPA (Childbirth and Postpartum Professional Association), una de las primeras y más grandes organizaciones de educación perinatal del mundo.

Adicional soy Educadora de Familias certificada en Disciplina Positiva por la PDA (Positive Discipline Association).

Como complemento holístico a mis servicios, también me certifiqué en lo siguiente:

  • Shinpiden (Tercer Nivel) de Gendai Reiki Ho. Certificación obtenida en Devas Panamá con la Maestra Reiki: Rose Mary Reyes.

  • Moon Mother® Level 1 (Madre Lunar Nivel 1). Certificación obtenida con Miranda Gray, creadora de la Bendición Mundial de Útero®.

Acá puedes ver todos mis certificados.

DSC_0249.JPG

Con mucha humildad, consciencia y amor, te ofrezco mi ayuda.

Volvamos a apoyarnos entre mujeres, en tribu, déjame ser parte de ella.